sábado, 25 de mayo de 2019

ENTREVISTA A JOSÉ LUIS ROSCALES, INVESTIGADOR DEL CSIC

Entrevista publicada en el Diario de Burgos del jueves a nuestro querido ilustre paisano, José Luis Roscales "Chelís", investigador del Instituto de Química Orgánica General (IQOG) del Consejo Superior de Investigaciones Científicas (CSIC).

Hoy sábado versará en el Teatro-Auditorio "Gran Casino" de Salas de los Infantes (Burgos) sobre la contaminación global. Será a las 8 de la tarde.

¡Os esperamos!





viernes, 24 de mayo de 2019

Hallan los fósiles más antiguos de vida multicelular en la Tierra

El hallazgo arroja luz sobre los orígenes de una rama importante en el árbol de la vida de la Tierra, ya que los hongos desempeñan un papel crucial en los ecosistemas globales.

Fósil del hongo multicelular 'Ourasphaira giraldae'. Universidad de Lieja.
Unos microfósiles de hongos descubiertos recientemente en el desierto del Ártico canadiense podrían representar el testigo más temprano de la vida en la Tierra, y retrasaría más de 500 millones de años la primera aparición de hongos de la que se tiene conocimiento, reportan los científicos.

En un nuevo estudio publicado este miércoles en la revista Nature, un equipo internacional de científicos de Bélgica, Canadá y Francia detalló cómo un hongo multicelular llamado 'Ourasphaira giraldae' vivió en un entorno de estuario hace entre 900 y 1.000 millones de años, en la era proterozoica, antes de la aparición de formas de vida complejas.

Fósiles del hongo multicelular 'Ourasphaira giraldae'. / Universidad de Lieja
Hasta ahora, el fósil de hongo más antiguo conocido fue hallado en Escocia y se calcula que su antigüedad era de unos 410 millones de años, lo que hace que el hongo recién identificado sea dos veces más antiguo que cualquier otro espécimen encontrado en la historia.

El nuevo fósil, descubrimiento en una roca de esquisto de los Territorios del Noroeste de Canadá, arroja luz sobre los orígenes de una rama importante en el árbol de la vida de la Tierra, ya que los hongos desempeñan un papel crucial en los ecosistemas globales, como en el proceso de descomposición orgánica, explican los científicos.

Relación evolutiva con los animales

Los investigadores pudieron examinar los hongos fosilizados bajo un microscopio y encontraron que sus esporas medían menos de una décima de milímetro de longitud. Todas las piezas del microfósil están conectadas con las demás mediante una red de filamentos ramificados.

También pudieron identificar, mediante una espectroscopia infrarroja, la presencia de quitina, un compuesto que se encuentra en las paredes celulares de los hongos. De acuerdo con el estudio, esta sería la presencia más temprana de quitina en el registro geológico.

Los científicos señalan que la quitina también está presente en los exoesqueletos de los animales invertebrados, como los insectos y los crustáceos.

Así, debido a la estrecha relación evolutiva entre los hongos y los animales, los investigadores sospechan que las primeras formas de vida animal microscópica podrían haber vivido al mismo tiempo que la 'Ourasphaira'.

Hasta el momento los fósiles de animales rudimentarios más antiguos jamás encontrados tienen alrededor de 635 millones de años.

ACTIVIDADES MUSEO DE DINOSAURIOS DIM 2019

Seguimos con las actividades dentro de la celebración del Día Internacional de los Museos 2019 que organiza el Museo de Dinosaurios de Salas de los Infantes con la colaboración, entre otros, de la Fundación para el Estudio de los Dinosaurios en Castilla y León. Las dos siguientes tendrán lugar este sábado 25 de mayo de 2019:


jueves, 23 de mayo de 2019

Hallazgo único: un dinosaurio cuadrúpedo que se hacía bípedo de adulto

Los investigadores encontraron que durante sus primeras etapas, el centro de gravedad del Mussaurus patagonicus ("lagartija patagónica") estaba más arriba en la columna vertebral, lo que sugiere que caminaba a cuatro patas.

EUROPA PRESS
Recreación del dinosaurio. | SCIENTIFIC REPORTS (2019).
La evidencia de un dinosaurio que caminaba a cuatro patas cuando era joven y luego cambió a caminar sobre dos patas a medida que crecía hasta la edad adulta ha sido encontrada en Argentina. El hallazgo es único, porque, aparte de los humanos, no se conoce ninguna otra especie que camine a cuatro patas durante las primeras etapas de desarrollo y la transición a bípedo después de crecer hasta la edad adulta. El hallazgo sugiere que otros dinosaurios también podrían haberlo hecho.

En su artículo publicado en la revista Scientific Reports, el grupo de paleontólogos argentino y británico describe su estudio de Mussaurus patagonicus, una de las primeras especies de saurópodos que vivían en lo que hoy es Argentina, y lo que aprendieron al respecto. Investigaciones anteriores habían encontrado evidencia de que Mussaurus patagonicus ("lagartija patagónica" vive en lo que hoy es Patagonia, Argentina). 
Los investigadores obtuvieron y estudiaron muestras de fósiles de huesos de tres períodos durante la vida del dinosaurio
Al igual que otras especies de saurópodos, tenía un cuello y una cola largos, se erguía y pesaba aproximadamente una tonelada métrica. También se sabía que era bastante pequeño después de la eclosión, lo suficientemente pequeño como para caber en la mano humana moderna. Esto despertó el interés de los investigadores, quienes se preguntaron si podría haber caminado a gatas en sus primeras etapas de crecimiento.

Para aprender más sobre el desarrollo de M. patagonicus, los investigadores obtuvieron y estudiaron muestras de fósiles de huesos de tres períodos durante la vida del dinosaurio: justo después de nacer, al año, y como adultos. Luego utilizaron simulaciones por computadora para completar el resto de la anatomía del dinosaurio. A continuación, calcularon el centro de gravedad para el dinosaurio en cada etapa de su vida. Para que una criatura camine erguida, su centro de gravedad debe estar sobre sus patas traseras, en lugar de más arriba en su espina, como es el caso de animales como gatos y perros.

Los investigadores encontraron que durante sus primeras etapas, el centro de gravedad del dinosaurio estaba más arriba en la columna vertebral, lo que sugiere que caminaba a cuatro patas. También encontraron que el centro de gravedad no se movió hasta que el dinosaurio alcanzó la edad adulta, lo que sugiere que caminó a cuatro patas durante la mayor parte de su vida joven.

miércoles, 22 de mayo de 2019

El contexto geológico del “Mundo Jurásico” español

Un equipo multidisciplinar de geólogos y paleontólogos ha llevado a cabo por primera vez un estudio completo estratigráfico, paleontológico, paleoambiental y paleogeográfico del registro sedimentario que contiene algunos de los dinosaurios más emblemáticos y popularmente conocidos del este de España, como Aragosaurus, Losillasaurus y Turiasaurus (“el gigante europeo”). 

Reconstrucción paleogeográfica de Iberia a finales del Jurásico Superior. 
(Imagen: Campos-Soto y colaboradores (2019), Journal of Iberian Geology)
El estudio, publicado en la prestigiosa revista científica internacional Journal of Iberian Geology, demuestra la edad jurásica de las unidades geológicas en las que se sitúan los principales yacimientos. Asimismo cuestiona la validez de diversas formaciones geológicas conocidas tradicionalmente en España y de otras recientemente descritas en el área estudiada. 

La investigación (realizada por un equipo de la Universidad Complutense de Madrid, de la Fundación Conjunto Paleontológico de Teruel-Dinópolis, de la Universitat Autònoma de Barcelona, de la Universidad Rey Juan Carlos y de la Universidad de Oviedo) acomete por primera vez el estudio multidisciplinar (estratigráfico, paleontológico, paleoambiental y paleogeográfico) del registro sedimentario del este de España, caracterizado por contener abundantes fósiles de dinosaurios y que tradicionalmente se ha situado en el tránsito Jurásico-Cretácico o en el Cretácico Inferior. En concreto, se han estudiado en detalle varias áreas de las provincias de Teruel y Valencia en las que los fósiles de dinosaurio son más abundantes. 

A pesar de la riqueza en estos dinosaurios del este peninsular, no se había realizado un estudio tan amplio que integrara mapas geológicos, análisis estratigráficos, sedimentológicos y micropaleontológicos de tanto detalle y en un área tan extensa. Ahora se han estudiado y analizado diez secciones estratigráficas de la provincia de Teruel (Galve, Cedrillas, El Castellar, Formiche Alto, Mora de Rubielos, Villel y Riodeva) y de Valencia (Losilla de Aras-Alpuente, Benagéber y Villar del Arzobispo). El conjunto de todos los niveles rocosos ahora estudiados supera los 5.500 metros de espesor y durante la investigación se han recolectado más de 820 muestras de rocas para la realización de estudios microscópicos detallados. Además, se ha confeccionado un nuevo mapa geológico que abarca un área de más de 2.100 km2 y en el que se ha precisado la edad geológica de los sedimentos con yacimientos de dinosaurios clásicos. 

Ambientes.- En todas las áreas estudiadas el registro sedimentario con dinosaurios está formado por una parte inferior esencialmente carbonática (calizas) y por una parte superior esencialmente siliciclástica (areniscas, arcillas) que se depositaron en una plataforma marina somera o muy somera, conectada lateralmente con ambientes costeros y aluviales (deltas, llanuras de inundación, entornos de ríos, dunas eólicas etc.). La evolución de estos sistemas a lo largo del tiempo geológico fue, en general, regresiva (bajada del nivel del mar) aunque se ha podido registrar un episodio de subida del nivel del mar en la parte más alta del registro sedimentario estudiado. 

Respecto a la edad geológica, en estos sedimentos se han estudiado con detalle unos microfósiles marinos denominados macroforaminíferos bentónicos que son muy abundantes en los sedimentos y que sirven para precisar la datación geológica. Tras su análisis, en el trabajo se concluye que la mayor parte de los sedimentos que contienen estos microfósiles y también los fósiles de dinosaurios (como los saurópodos Turiasaurus y Losillasaurus, estegosaurios como Dacentrurus, carnívoros de diferentes tallas, etc.) corresponde a los últimos pisos geológicos del Jurásico Superior (Kimmeridgiense–Titoniense), tiene una antigüedad aproximada de entre 154 y 145 millones de años, y se descarta su atribución a edades geológicas más recientes del tránsito Jurásico-Cretácico e incluso del Cretácico Inferior, como anteriormente se había considerado.

Todo lo anterior ha hecho necesaria la revisión de varias formaciones geológicas previamente establecidas en el área de estudio y se concluye que debe evitarse el uso de las formaciones denominadas Aldea de Cortés y El Collado, que tradicionalmente se han asignado al Cretácico, y que otras dos formaciones que recientemente se habían definido en la provincia de Teruel, denominadas Aguilar del Alfambra y Galve -mayormente asignadas al Cretácico-, no deben ser aceptadas. Los nuevos datos indican que los sedimentos estudiados que contienen los yacimientos con dinosaurios son equivalentes a los depósitos de una formación geológica del Jurásico Superior denominada Villar del Arzobispo.

El nuevo estudio también revela que estos depósitos con dinosaurios del este ibérico se correlacionarían con los depósitos del Jurásico Superior de otras zonas de la Península Ibérica, como Asturias, Soria y Portugal, que también contienen abundantes y similares fósiles de dinosaurios. Esto ha hecho necesario revisar la paleogeografía de Iberia para el Jurásico Superior. 

Los resultados de las investigaciones se han publicado en la revista científica Journal of Iberian Geology, en un artículo realizado por un equipo de geólogos y paleontólogos de la Universidad Complutense de Madrid, de la Fundación Conjunto Paleontológico de Teruel-Dinópolis (Museo Aragonés de Paleontología), de la Universitat Autònoma de Barcelona, de la Universidad Rey Juan Carlos y de la Universidad de Oviedo. Los autores son: Sonia Campos-Soto, M. Isabel Benito, Alberto Cobos, Esmeralda Caus, I. Emma Quijada, Pablo Suarez-Gonzalez, Ramón Mas, Rafael Royo-Torres y Luis Alcalá. 

La investigación se ha realizado en el marco de diversos proyectos de investigación financiados por el Gobierno de España y el Gobierno de Aragón. (Fuente: Fundación Dinópolis)


Primera detección química de pelo rojizo en un antiguo fósil

Rastros químicos de pigmento rojo en un antiguo fósil, un ratón excepcionalmente bien conservado no muy diferente de los ratones de campo actuales, han sido detectados por primera vez.

UNIVERSIDAD DE GÖTTINGEN.
El estudio reveló que la criatura extinta --que recorría los campos de lo que hoy es el pueblo alemán de Willershausen hace unos 3 millones de años--, apodada cariñosamente como "super ratón" por los autores, tenía un pelaje marrón a rojizo en su parte posterior y en sus costados y tenía una diminuta barriga blanca. Los resultados han sido publicados en Nature Communications.

La colaboración internacional, dirigida por investigadores de la Universidad de Manchester en el Reino Unido, utilizó espectroscopía de rayos X y múltiples técnicas de imagen para detectar la delicada firma química de los pigmentos en este ratón extinto desde hace mucho tiempo.

"La vida en la Tierra ha cubierto el registro fósil con una gran cantidad de información que solo ha sido accesible a la ciencia recientemente", dice en un comunicado Phil Manning, un profesor de Manchester que fue uno de los líderes del estudio.

"Ahora se puede implementar una serie de nuevas técnicas de imágenes, que nos permiten observar profundamente la historia química de un organismo fósil y los procesos que preservaron sus tejidos. Donde antes solo veíamos minerales, ahora deshacemos suavemente los 'fantasmas bioquímicos' de especies extintas durante mucho tiempo", agregó.

El color desempeña un papel vital en los procesos selectivos que han guiado la evolución durante cientos de millones de años. Pero hasta hace poco, las técnicas utilizadas para estudiar los fósiles no eran capaces de explorar la pigmentación de los animales antiguos, lo que es fundamental para reconstruir exactamente su aspecto.

Este artículo más reciente marca un gran avance en la capacidad de resolver pigmentos de color fosilizados en especies desaparecidas mediante el mapeo de elementos clave asociados con el pigmento melanina, el pigmento dominante en los animales. En forma de eumelanina, el pigmento da un color negro o marrón oscuro, pero en forma de feomelanina, produce un color rojizo o amarillo.

La clave del trabajo fue determinar que los metales traza se incorporaron a la piel de ratón fosilizada exactamente de la misma manera que se unen a los pigmentos en animales con altas concentraciones de pigmento rojo en su tejido.

martes, 21 de mayo de 2019

Mucho más que vitrinas

Los museos se han transformado en agentes culturales donde tanto como las visitas importan las actividades

BURGOS
Para Manuela tan importante como ver el Cráneo 5 de Miguelón es disfrutar de una visita al Yacimiento o realizar un taller que replica una excavación arqueológica. Para Juan el Museo de Dinosaurios es tan divertido por los fósiles que enseña como sentir que camina por las mismas tierras del Demandasaurus gracias a su recreación virtual. Y así podríamos seguir uno a uno por los museos de la capital y la provincia.

Una de las actividades del museo de Burgos. - I. L. MURILLO
Las actividades son tan importantes como la exposición en sí. Y el visitante y los propios vecinos responden. En un cálculo estimado, por los museos consultados (Sistema Atapuerca, Museo de Burgos Museo de los Dinosaurios y Centro de Arte Contemporáneo) han pasado cerca de 241.600 personas hasta el mes de abril. De ellos cerca de la mitad han participado en actividades culturales, talleres didácticos, conferencias o congresos. Porque en Burgos los Museos acogen conciertos, proyectan películas y hasta celebran fiestas de cumpleaños.

Hoy se celebra el Día Internacional de los Museos (DIM) aunque muchas instalaciones mantienen actividades durante la semana previa. La cita, que se celebra desde el año 1977, persigue reivindicar la importancia de estas instalaciones. Este año la jornada se centra en los nuevos papeles que desempeñan los museos como «actores activos de sus comunidades» y es que, como reconoce el Consejo Internacional de los Museos «los museos se están reinventando continuamente para ser más interactivos, centrados en la audiencia, orientados a la comunidad, flexibles, adaptables y móviles». Sostiene que «se han convertido en ejes culturales que funcionan como plataformas donde la creatividad se convina con el conocimiento y donde los visitantes pueden co-crear, compartir e interactuar».

Sistema Atapuerca
Algo que tienen grabado a fuego en el Sistema Atapuerca Cultura de la Evolución (SACE). Con cinco instalaciones diferentes y un gran presupuesto se han centrado en mantener una frenética actividad que abarca desde talleres infantiles, exposiciones que complementan a la permanente, pero también actividades de teatro, conciertos de música o presentaciones de libros. Hasta el mes de abril el Sistema había recibido un total de 187.387 personas de ellas 120.727 habían acudido al Museo de la Evolución donde son más los asistentes a actividades (75.452 visitas) que la exposición permanente que aún sigue teniendo tirón para registrar 45.275 entradas.

El concepto de algo más que un museo, algo más que enseñar fósiles estuvo desde el inicio del proyecto expositivo que gira en torno a Atapuerca, un yacimiento extraordinariamente rico y un equipo científico multidisciplinar que sigue creciendo. Las noticias científicas se retroalimentan con el interés turístico fomentado por un afán de divulgación en el que Atapuerca es ejemplo.

Dinosaurios en Salas
Pero si hay un elemento que aglutinar interés científico, cultural y social son los dinosaurios. Y en la provincia de Burgos hay un escaparate pequeño pero repleto de grandes esencias. Tantas que no entran en el bote de perfume que tiene pero por el que han pasado 200.000 visitantes desde su apertura hasta 2018. Ese último año las visitas «recuperaron los tiempos de antes de la crisis» con 13.800 visitantes. Pero el director del Museo de Dinosaurios de Salas, Fidel Torcida, reconoce que con las actividades paralelas hasta 30.000 personas pueden participar en talleres, conferencias, rutas de icnitas por la zona… «Contamos con alguna ventaja que ayuda a concitar la atención y la visita de tantos miles de personas: los dinosaurios resultan fascinantes para los humanos y los fósiles que atesoramos son de un gran interés científico y, en algunos casos, únicos en el planeta», resume.

Actividad de campo Día Internacional de los Museos '18. Museo de Dinosaurios.
Dentro de sus dimensiones modestas, es una instalación de titularidad municipal, han logrado transformar la exposición incluyendo nuevas propuestas como la recreación virtual del paisaje por el que caminaba Demandasaurus o nuevos dioramas y proyectos. Como en Atapuerca, la actualidad científica, las jornadas internacionales de esta especialidad generan una serie de visitas que se mantienen todo el año. Y la cultura genera actividad y riqueza cultural pero también económica. Desde su apertura en 2001 el Museo de Salas ha generado un impacto económico en la comarca de 10 millones de euros. «Este museo, conscientes de que podría crecer mucho más con un aumento del espacio expositivo, la investigación o la divulgación y replicar el éxito de otras instalaciones del país, es un revulsivo para reforzar la autoestima de los habitantes de esta comarca serrana que siguen apostando por vivir y progresar en la maltratada España vaciada». Es más, el museo atrae talento a Salas puesto que «contribuye al asentamiento de población, con generación de trabajos especializados».

El CAB no para
El Centro de Arte Contemporáneo es otra visita obligada que renueva exposiciones de vanguardia y en múltiples formatos. En 2018 ha incrementado sus visitas un 5% hasta registrar 84.850 personas. Desde 2003 han cruzado el umbral de su puerta 804.238 personas. La Fundación Caja de Burgos cambia de exposición y artistas contemporáneos de primera línea varias veces al año pero, al mismo tiempo, programa visitas guiadas con los propios artistas o talleres y actividades paralelas que tratan por un lado de generar nuevos visitantes inculcando el arte y las disciplinas plásticas a los más pequeños pero también atrayendo a padres y adultos. Desde la Fundación también visten con exposiciones temporales diferentes salas de la ciudad y la provincia que también generan interés. Un ejemplo es la exposición de Cultural Cordón,  ‘Mariano Pedrero (Burgos, 1865 - Madrid, 1927), que ha atraído a 13.000 personas.

Un museo desde siempre
Quien también ha incrementado su frecuencia de actividades paralelas es el rico Museo Provincial de Burgos. El centro museístico de referencia para toda la provincia está, como el de los dinosaurios de Salas, a la espera de una ampliación necesaria por el fondo de colecciones que atesora y por las posibilidades de modernización de gestión del espacio que atraería. Aún así el equipo de trabajo no se queda al margen de las nuevas tendencias de estos contenedores culturales.

Este año hasta abril ya se han organizado más de la mitad de actividades paralelas que se organizaron el año pasado. En 2018 fueron 203 y hasta abril ya se habían desarrollado 121. En los primeros cuatro meses del año han registrado 8.059 visitas a la exposición mientras que 3.504 usuarios habían participado en los talleres y encuentros paralelos. A estos hay que sumar las 34 actividades culturales que ya se han llevado a cabo como la conferencia ‘Plantas y Cuencos con sal, religión y superstición’ de Carmen Alonso que se realizó por el Día Internacional de los Museos el pasado 18 de mayo.

Más información en la edición impresa