jueves, 24 de julio de 2014

Encuentran el cráneo de un Megaraptor

Investigadores del Museo Argentino de Ciencias Naturales descubrieron por primera vez el cráneo de un Megaraptor, un dinosaurio carnívoro que habitó en el actual territorio de Neuquén hace 80 millones de años. Comprobaron también se trató de una especie pariente del popular Tiranosaurus Rex, que habitó en el hemisferio norte entre 85 y 65 millones de años atrás.

El cráneo y otros restos del Megaraptor habían sido encontrados y excavados en 2003 por Jorge Calvo, líder del Proyecto Dino, en la localidad del Lago Barreales, ubicada a poco más de 100 km al noroeste de la ciudad de Neuquén. Luego, se hizo un análisis exhaustivo de los restos fósiles que permitió identificar qué tipo de especie se trataba. Ahora fue publicado en la revista científica Cretaceous Research.

Nunca antes se había dado con un cráneo de Megaraptor. Y el hallazgo permitió tener detalles acerca de las características de este animal.

El Megaraptor era una criatura de diez metros de largo que caminaba y corría sobre sus patas traseras. Tenía brazos muy robustos armados con garras parecidas a hoces de 30 centímetros de largo. Al encontrar el esqueleto casi completo del Megaraptor, el grupo de investigadores, formado por Juan Porfiri, Fernando Novas, Jorge Calvo, Federico Agnolín, Martín Ezcurra, e Ignacio A. Cerdac, corroboraron que el Megaraptor era pariente del famoso Tiranosaurus Rex.


La especie "megaraptor" había sido descripta por Novas en 1998. En aquel momento, sólo se había encontrado una garra, y algunos otros restos de muy poca significación, lo que dificultaba la identificación certera del individuo. Ahora, en cambio, "se pudo identificar más partes fósiles de un individuo joven, un logro que permitió aclarar mejor la complejidad de la historia evolutiva de los dinosaurios", sostuvo Novas, que es investigador del Conicet.

Fuente: Sin Mordaza

miércoles, 23 de julio de 2014

Los secretos de La Griega (Asturias), al descubierto

El equipo científico del Museo del Jurásico de Asturias (MUJA), que encabeza el geólogo José Carlos García-Ramos, realizará el sábado 26, al mediodía, una visita guiada gratuita al yacimiento de la playa de La Griega y a los laboratorios del centro. En ese yacimiento se observan varias icnitas de grandes dinosaurios saurópodos que se desplazaban sobre una laguna costera y que por sus dimensiones se las puede considerar las mayores del mundo en lo que se refiere a la época jurásica.

En la misma superficie se conserva otro rastro formado por seis huellas de un dinosaurio cuadrúpedo, de menor tamaño que las anteriores. Asimismo, en un estrato inferior, se localizan varias huellas de terópodos, muy desgastadas ya por la erosión marina. Además, en un bloque suelto de arenisca muy próximo al yacimiento se observan dos contramoldes, uno de una huella de mano y otra de un pie de dinosaurios cuadrúpedos, posiblemente saurópodos, orientadas en direcciones opuestas.

La actividad se completará con una visita a los laboratorios del MUJA, una de las pocas oportunidades para conocer la parte del edificio en la que el equipo científico desarrolla su trabajo. Las plazas son limitadas, por lo que es necesario inscribirse previamente en el correo promocionrecrea@recrea.asturias.es o en los números de teléfono 985185860 ó 902306600.


Esta visita guiada, que se repetirá el 9 de agosto, es una de las actividades especiales organizadas en el marco de la exposición "La Costa de los Dinosaurios". Hasta el 31 de agosto se puede visitar en el MUJA esta muestra que pretende divulgar y poner en valor la riqueza del patrimonio geológico y paleontológico del litoral centro-oriental de Asturias y que ofrece información detallada sobre la paleogeografía, el paisaje y los ecosistemas predominantes en el Jurásico.

Fuente: La Nueva España

martes, 22 de julio de 2014

El Museo de Dinosaurios colaborador del Demandafolk 2014

DEMANDAFOLK es un festival no convencional de música tradicional que busca que los asistentes, a la vez que disfrutan de un lugar incomparable como la Sierra de la Demanda, conozcan sus tradiciones, su música, gente y costumbres.
Se trata de la octava edición que este año se lleva a cabo del 1 al 3 de agostoEl festival está totalmente consolidado y es una referencia a nivel nacional como festival sostenible y respetuoso con el medio ambiente, integrado en un entorno de naturaleza extraordinaria, dirigido a todo tipo de público, incluido familias con niños.

En la edición de este año, el Museo de Dinosaurios de Salas de los Infantes colabora, el sábado 2 de agosto, desarrollando un taller de excavación de dinosaurios y una exposición centrada en Demandasaurus darwini y apoyada en una reconstrucción 3D y un audiovisual.

http://www.demandafolk.com/



viernes, 18 de julio de 2014

El Muja será más asturiano

Los dinosaurios que poblaron la costa asturiana hace millones de años tomarán la palabra en el Museo del Jurásico de Asturias de Colunga (Muja). Los responsables de la Consejería de Cultura ven "prematuro" hablar de un nuevo edificio para alojar una colección de fósiles que no para de crecer, pero creen que el espacio expositivo aún tiene buenas posibilidades de reorganizarse.

El conjunto de piezas que el equipo científico ha recuperado en estos más de diez años de trabajo invita, a juicio del viceconsejero, Alejandro Calvo, "a que el hilo conductor de la exposición sean ese trabajo y los originales que surgen de la labor investigadora del museo". Así lo explicó en la recepción del visitante 1.500.000 y tras la petición del equipo científico de ampliar el edificio para guardar y exponer la tercera mejor colección del mundo de huellas, por detrás de las existentes en Colorado y Massachusetts, en Estados Unidos.

Calvo precisó que su objetivo es que la exposición de las piezas se haga de la mejor forma posible a medida que la colección va cambiando e "ir resolviendo" las necesidades que se planteen. De momento, ve posibilidades en la "reorganización de espacios expositivos", y añadió que "los números y la respuesta del público" que hay en el Museo del Jurásico hacen "mucho más fácil abordar cualquier proyecto". Calvo subrayó la importancia de la colección de fósiles del Jurásico asturiano y apostó por que ésta ocupe "la parte más importante del museo".

En cuanto a la situación que vive el equipo científico del Muja, sin financiación para investigación desde el año 2011, el Viceconsejero apuntó que el Gobierno "garantiza que va a haber financiación para los trabajos que se vienen desarrollando". El Principado ya había explicado que trabaja para recuperar el convenio entre la Universidad de Oviedo y el equipamiento colungués, y Calvo añadió: "Vamos a intentar recuperar ese convenio y si no actuaremos desde el propio museo". La cifra de 1.500.000 visitantes es una "barbaridad" para el responsable regional, quien valoró el éxito y la fidelidad del público. Del millón y medio, el 61 por ciento de quienes acudieron al Muja en estos años procedía de otras comunidades autónomas, principalmente de Madrid, Castilla y León, Andalucía y Galicia. Entre los asturianos, gijoneses, ovetenses y avilesinos son quienes más lo visitan y suponen un 25 por ciento del total, mientras que los extranjeros representan sólo un 4 por ciento.

El museo cumplió el pasado mes de abril su décimo aniversario y ya ha recibido desde entonces más de 57.000 visitantes, un 27 por ciento más que en el mismo periodo del año pasado. La exposición "La costa de los dinosaurios" o la muestra "Parque dinosaurio en el Muja", en el jardín exterior del museo, son algunos de los atractivos que este verano seguirán generando visitantes al centro colungués, donde además podrán deleitarse con una muestra permanente llamada a evolucionar.

Fuente: La Nueva España

Descubren el dinosaurio volador con la cola más larga

Un equipo internacional de paleontólogos ha descubierto un nuevo dinosaurio volador dotado con una cola emplumada excepcionalmente larga. Según sugieren los autores del estudio en la revista Nature Communications, el animal, que vivió en lo que ahora es China hace 125 millones de años, utilizaba su vistosa cola para disminuir la velocidad en el descenso durante el vuelo y garantizar un aterrizaje seguro.

El fósil del dinosaurio, llamado Changyuraptor Yangi, fue encontrado extraordinariamente bien conservado en la provincia de Liaoning, en el noreste de China, un lugar famoso por este tipo de hallazgos. El animal estaba cubierto de plumas por todo su cuerpo, incluidas unas extraordinariamente largas en la cola. «De unos 30 cm de largo, las increíbles plumas de la cola del Changyuraptor son, con mucho, las más largas de cualquier dinosaurio emplumado», asegura Luis Chiappe, paleontólogo del Museo de Historia Natural del Condado de Los Ángeles (EE.UU.) y responsable de la investaigación.

Los análisis de la microestructura ósea realizados por investigadores de la Universidad de Ciudad del Cabo (Sudáfrica) demotraron que el raptor era un adulto completamente crecido, que medía 1,30 metros de largo y pesaba 4 kilos, lo que lo conviete en el dinosaurio de «cuatro alas» más grande que se conoce. El apodo se debe a que las largas plumas pegadas a las patas tienen la apariencia de un segundo par de alas. De hecho, es lo que llevó a los investigadores a concluir que estos dinosaurios eran capaces de volar.

«Numerosas características que siempre hemos asociado con las aves, de hecho, evolucionaron en dinosaurios mucho antes de que las primeras aves llegaran a escena», dice Alan Turner, de la Universidad de Stony Brook (Nueva York) y coautor del estudio. «Esto incluye cosas como huesos huecos, el comportamiento de anidación, plumas ... y posiblemente el vuelo».

El vuelo, antes que las aves.
El nuevo descubrimiento explica el papel que las plumas de la cola jugaron durante el control de vuelo. Para estos voladores más grandes, los aterrizajes seguros eran de particular importancia. «Tiene sentido que tuvieran plumas especialmente grandes en la cola, ya que habrían necesitado un control adicional», apunta Michael Habib, investigador de la Universidad del Sur de California y coautor del artículo.

El descubrimiento de Changyuraptor consolida la idea de que el vuelo precedió al origen de las aves, siendo heredada por estas de sus precursores dinosaurios. «Los nuevos fósiles nos dicen que que los dinosaurios voladores no se limitaron a animales muy pequeños, sino a algunos de tamaño más sustancial», añade Chiappe. «Está claro que ahora se necesita más evidencias para entender los matices del vuelo de los dinosaurios, pero el Changyuraptor es un gran paso en la dirección correcta».

Fuente: ABC.es

miércoles, 16 de julio de 2014

Miembros del CAS y equipo científico del Museo de Dinosaurios visitan yacimientos en Suiza

Los objetivos de estos desplazamientos se centran en el intercambio de información científica, además del conocimiento de proyectos y puesta en valor de los hallazgos.

En los últimos días varios miembros del CAS se han trasldado a Suiza, un país que atesora algunos yacimientos espectaculares de huellas de dinosaurios. El primer lugar visitado ha sido Porrentruy (cantón del Jura), tras concertar una visita con el Doctor Daniel Marty, que participó como conferenciante en las VI Jornadas paleontológicas de Salas de los Infantes en septiembre de 2013. En ese lugar se ha dado un caso especial de interacción entre desarrollo de infraestructuras y científico.

La construcción de una autopista sacó a la luz hasta 59 yacimientos de icnitas de dinosaurios de una extensión enorme y con miles de huellas. Ante el dilema que surgió a las autoridades entre destrucción y conservación de la mayor parte de esos yacimientos, la Administración del Cantón aprobó el desarrollo de un proyecto de estudio y documentación científicos así como de actuaciones didácticas y divulgativas. El proyecto es modélico por su metodología, su planificación temporal y sobre todo, por su inversión en un valor patrimonial singular. Así, en el periodo de aplicación del proyecto 2000-2018 se habrá completado una inversión total de más de 60 millones de euros, que implica a 160 personas trabajando, 11 museos y 21 universidades.

Además de la producción científica y geoturística que está generando el proyecto, éste se dirige a la construcción de una infraestructura museística de un tamaño acorde con la importancia de los descubrimientos. ·      

Los expedicionarios del C.A.S. también han visitado el Museo Jurásico de Ciencias Naturales, que cumplió recientemente 25 años. Este museo desarrolla una actividad intensa de divulgación científica y que participa en proyectos de puesta en valor de yacimientos de la zona. Recibe la mayor parte de los visitantes de Francia y Alemania. ·      

Otro lugar que se integraba en el programa de viaje de los salenses ha sido el Sauriermuseum, localizado en Aathal. En este caso se trata de un museo de propiedad privada, eun un municipio de alrededor de mil habitantes que anualmente recibe la visita de 80.000 personas y en el que trabajan directamente 30 personas. Este museo actualiza sus colecciones a través de excavaciones que realizan  en Wyoming (EEUU) y de las que consiguen esqueletos de diversos dinosaurios. Los salenses han disfrutado de las explicaciones de Thomas Bolliger, subdirector del Museo, que ha desgranado los planteamientos del Museo: descubrimiento por parte del visitante, historia de la paleontología, espacios variados para actividades infantiles y montajes espectaculares de fósiles.

Todo ello hace posible un éxito que no deja de ser llamativo teniendo en cuenta que se sitúa en un lugar donde no hay yacimientos de dinosaurios. La inversión inicial y constante de este museo genera una riqueza cultural y turística que muestra el gran tirón que los dinosaurios tienen en la sociedad.  Estas instalaciones museísticas suizas nos muestran cómo es necesario promover una cultura científica en la sociedad.

Un ejemplo más de territorios donde las inversiones oportunas y decididas en patrimonio paleontológico generan riqueza y bienestar social. Proteger, conservar y poner en valor son verbos que conjugan en Suiza, que sirve de referencia sobre cómo gestionar de forma inteligente y planificada un patrimonio que merece la atención y la demanda de los ciudadanos.

Fuente: Radio Arlanzón

Ganadores del VI Concurso Internacional de Ilustraciones Científicas de Dinosaurios 2014

PRIMER PREMIO

SEGUNDO PREMIO

TERCER PREMIO


El fallo del jurado ha decidido los siguientes premiados:

1º Premio:
"Eclosión de Titanosaurio
(Titanosauriformes indet.) de Sierra de La Demanda, Burgos"
Jorge Antonio González
Argentina

2º Premio:
“Mother”
Sergey Krasovskiy
Ucrania

3º Premio:
“Dust storm”
Nikolay Litvinenko
Rusia

El jurado ha estado compuesto por:
- John Sibbick. Paleoilustrador inglés.
- Mark Paul Witton. Paleoilustrador inglés.
- Raúl Martín. Paleoilustrador español.
- Carlos Papolio. Paleoilustrador argentino.
- Francisco Ortega Coloma. Paleontólogo y Profesor de la UNED.
- José Ignacio Canudo Sanagustín. Paleontólogo y profesor de la
  Universidad de Zaragoza.
- Diego Montero Huerta. Miembro del Equipo Científico del
  Museo de Dinosaurios de Salas de los Infantes.

Se pueden ver todas las obras presentadas al concurso en el siguiente enlace:
http://www.fundaciondinosaurioscyl.com/es/contenido/index.asp?iddoc=1571